Cuánto esfuerzo para ocultar el mal olor, cuánta arcilla para que no se aprecie tu forma real. ¿Crees que engañas a alguien?  Te aseguro que sí,  pero serán personas igual de mierdas que tú, por eso me alegro, cada uno tiene lo que se merece.

¿Qué te importa que yo haya caído también en la mierda? Esto no es el “Y tú más” del congreso de los diputados, merde de calidade. No insistas,  puedes estar tranquilo porque si no soy mierda es porque no puedo, siendo una sé es más feliz.

Ahora lo tengo claro, seré mierda, viviré como mierda y moriré como mierda. ¡Qué cerca tengo la felicidad!

Anuncios